Qué ver y qué hacer en Tlayacapan

Qué ver y qué hacer en Tlayacapan

¿Buscas explorar un fascinante destino lleno de historia y tradición? Tlayacapan te espera con los brazos abiertos.

En este encantador pueblo mágico de México, descubrirás una amalgama de cultura y belleza natural que simplemente te dejará sin aliento. Desde sumergirte en su rica historia hasta dejarte llevar por la calidez de su gente, Tlayacapan te ofrece una experiencia inolvidable.

¿Quieres saber cuáles son las 5 mejores cosas que hacer en Tlayacapan? Sigue leyendo y déjate seducir por las atracciones que este pintoresco lugar tiene para ofrecer.

5 mejores cosas que hacer en Tlayacapan – Atracciones en Tlayacapan

1. Convento de San Juan Bautista

El Convento de San Juan Bautista, ubicado en Tlayacapan, es una joya cultural de inmenso valor para México. Forma parte de la Ruta de los Conventos y ha sido declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Su imponente atrio, uno de los más grandes de América Latina, te da la bienvenida con caminos empedrados y frondosos árboles que te acompañan en tu recorrido. Este lugar, que fue habitado por la Orden de San Agustín hasta el siglo XVIII, cuenta con capillas posas, una capilla abierta, un templo claustro y una huerta. Además, existe una cruz formada por cuatro capillas principales ubicadas en diferentes partes de Tlayacapan, siendo este Convento el epicentro de esta cruz histórica.

Desafortunadamente, el Convento de San Juan Bautista sufrió daños debido al temblor, por lo que actualmente se encuentra en proceso de reparación. Aunque pueda tomar varios años volver a ponerlo en condiciones para su visita, vale la pena esperar para conocer este lugar lleno de historia y encanto. Una verdadera lástima, pero los esfuerzos que se están realizando para su restauración aseguran que pronto podremos disfrutar de su belleza nuevamente.

A pesar de los daños ocasionados por el temblor, el Convento de San Juan Bautista todavía guarda una gran historia y se mantiene como un punto de referencia en el centro de Tlayacapan. Su imponente fachada y arquitectura no pasan desapercibidas, y aunque la iglesia en su interior es sencilla, su disposición de espacios interiores, murales y aportaciones históricas hacen que valga la pena visitarlo. El impresionante atrio, con sus hermosos jardines y vistas panorámicas, se convierte en un lugar ideal para descansar y contemplar. No hay duda de que al visitar Tlayacapan, una visita al Convento de San Juan Bautista es obligatoria.

2. Museo ex-convento San Juan Bautista, Tlayacapan

El Museo ex-convento San Juan Bautista, ubicado en Tlayacapan, es una atracción cultural y histórica imperdible. A pesar de los daños sufridos durante los sismos, este lugar emblemático está en proceso de reparación para reabrir sus puertas pronto. Los visitantes que han tenido la oportunidad de recorrerlo destacan su arquitectura impresionante, con muros resaltados en la noche, y su vista maravillosa que permite disfrutar de una panorámica única del pueblo.

Este museo es reconocido por su valioso acervo histórico, que incluye frescos, objetos religiosos y prehispánicos, así como una colección de momias sorprendentemente bien conservadas. Los visitantes quedan maravillados por la cantidad de detalles en sus bóvedas majestuosas y el frescor de su patio interior. Además de su importancia histórica, el museo también ofrece la oportunidad de aprender sobre la colonización en la época de la conquista y la historia del pueblo.

Aunque actualmente el museo permanece cerrado debido a los daños ocasionados por los sismos, se espera que se vuelva a abrir al público pronto. Visitar el ex-convento San Juan Bautista es una experiencia única que te sumergirá en la historia y la cultura de Tlayacapan, un pueblo mágico cercano a la Ciudad de México. Además, apoyar la reconstrucción de este lugar emblemático contribuye directamente a la recuperación de la comunidad. No dudes en incluir una visita a este museo en tu itinerario cuando vuelva a estar disponible, ¡vale la pena la espera!

3. Capilla de Tlayacapan

La Capilla de Tlayacapan es un lugar encantador que no puedes dejar de visitar durante tu estancia en este pintoresco pueblo. A pesar de encontrarse en remodelación, aún puedes disfrutar de un recorrido por las capillas, talleres de cerámica y la hermosa gruta de horno. Además, no puedes perderte la oportunidad de probar los deliciosos pitufos y comprar artesanías únicas que encontrarás en el lugar. Aunque la capilla no se encuentra en su mejor estado, su belleza exterior y el recorrido por las diferentes capillas sin duda valdrá la pena.

Ubicada en uno de los pueblos mágicos de México, la Capilla de Tlayacapan es una de las muchas capillas del siglo XVI que encontrarás en esta encantadora localidad. A pesar de haber sufrido daños graves durante el temblor de 2017, el exterior de la capilla se encuentra prácticamente intacto gracias a una restauración previa. Sin embargo, el coro, que era el único que se conservaba, lamentablemente colapsó y está siendo restaurado en la actualidad. Afortunadamente, el recorrido por las capillas te permitirá apreciar la arquitectura de Tlayacapan y descubrirás mucho más que solo capillas, ya que el pueblo esconde una historia e identidad cultural fascinante.

Si buscas sumergirte en la historia, arte y cultura de la región, no debes pasar por alto la Capilla de Tlayacapan. Además de apreciar las pinturas antiguas que adornan sus paredes, podrás tener una experiencia única y sorprendente. A pocos pasos de la capilla, podrás visitar las momias que se exhiben cerca de allí, una increíble muestra del tiempo detenido en cuerpos deshidratados. No olvides solicitar el servicio que te llevará a visitar otras iglesias del pueblo y explora las calles para llevarte un recuerdo especial, como una cazuela o jarros hechos de barro, una especialidad de este mágico lugar.

4. Museo de la Cereria

El Museo de la Cerería es una joya arquitectónica ubicada en el corazón de Tlayacapan. Construido en el siglo XVI como una casa residencial, este edificio de estilo colonial ha sido cuidadosamente restaurado y convertido en un museo desde 1991. Al ingresar, los visitantes son recibidos por una puerta de la época que forma parte de la fascinante exhibición del museo. Además de su impresionante arquitectura, el museo alberga una variedad de obras de arte, incluyendo pinturas e imágenes de capillas, planos de la ciudad y objetos antiguos encontrados durante el proceso de restauración. También se imparten talleres relacionados con las bellas artes, la cultura popular y la lengua náhuatl. No te pierdas la oportunidad de explorar las dos salas de exposiciones temporales y, antes de irte, no olvides visitar la tienda de artesanías del museo.

El Museo de la Cerería es un tesoro histórico y cultural en Tlayacapan. Este edificio colonial, reconstruido con gran apego al original después del temblor de 2017, alberga tanto oficinas municipales como un museo y Casa de la Cultura. Descubrirás un auténtico viaje en el tiempo cuando camines por sus pasillos. Uno de los puntos más destacados es el aljibe, que es particularmente interesante. Además, podrás apreciar fotografías y exposiciones temporales que ofrecen una mirada única a la historia y la cultura de este encantador pueblo.

Cuando visites Tlayacapan, una parada obligada es el Museo de la Cerería. Este pequeño museo ofrece un vistazo fascinante a la historia del lugar. Ubicado en un conjunto arquitectónico del siglo XVI, el museo cuenta con una reconstrucción parcial que te transportará a tiempos pasados. Más allá de su impresionante arquitectura, el museo también es un centro cultural que exhibe la artesanía y la tradición de Tlayacapan. Te recomendamos tomarte un tiempo para explorar este museo y aprender más sobre sus exposiciones temporales, así como disfrutar de su hermosa estructura colonial y sus encantadores jardines.

5. Plaza los arcos Tlayacapan

La Plaza Los Arcos en Tlayacapan es uno de los lugares más emblemáticos y encantadores que puedes visitar durante tu estancia en este hermoso pueblo mágico. A pesar de los estragos causados por el sismo, su arquitectura impresionante no deja de sorprender a los visitantes. Este lugar ofrece una combinación perfecta de tradiciones, comida deliciosa y artesanías únicas. Aunque el excovento actualmente se encuentra en reparación, no puedes perderte la oportunidad de explorar y sumergirte en la auténtica atmósfera de Tlayacapan.

Además de su arquitectura llamativa, la Plaza Los Arcos también es conocida por ser un espacio tranquilo y acogedor en ciertas horas del día. Durante tu paseo, podrás encontrar una gran variedad de artesanías y saborear las ricas y refrescantes nieves típicas de la región. Por la noche, la plaza cobra vida con la presencia de puestos de antojitos mexicanos. Todos los sábados, se convierte en un espacio para el tianguis, donde podrás encontrar desde comida tradicional hasta ropa y herramientas.

A pesar de los desafíos que ha enfrentado Tlayacapan luego del sismo, su belleza perdura y sigue cautivando a turistas de todo el mundo. Para aquellos que desean explorar este encantador lugar, existe la opción de llegar en transporte público desde diferentes puntos de la región, incluyendo la Terminal del Norte o Taxqueña. Al llegar, te encontrarás con un pueblo mágico que parece perdido en el tiempo, donde la Plaza Los Arcos se destaca como un verdadero tesoro. Recuerda que si tienes la oportunidad de visitar este lugar un día domingo, podrás disfrutar de las melodías de la Banda de Tlayacapan, una experiencia sonora que no te puedes perder. Prepárate para sorprenderte por la belleza de las capillas, el museo y el convento, y no olvides disfrutar de la deliciosa comida que se ofrece tanto en los puestos alrededor del convento como en el mercado nuevo.

Con letras majestuosas para una foto del recuerdo, un tianguis lleno de vida y una amplia gama de opciones culinarias, la Plaza Los Arcos ofrece un paseo corto pero lleno de cultura y atractivos turísticos que seguramente satisfarán tus sentidos. Si tienes la oportunidad, no dudes en probar las nieves artesanales con sabores naturales, desde los más tradicionales hasta los más exóticos. Después de una deliciosa comida, te recomendaría pedir un viaje en mototaxi hasta el cerro del Tlatoani, donde podrás disfrutar de unas vistas increíbles de los paisajes de los alrededores. La Plaza Los Arcos en Tlayacapan, un lugar imperdible que te enamorará con su historia, cultura y delicias culinarias. ¡No te lo pierdas!

Si estás buscando un destino mágico y lleno de tradición en México, Tlayacapan es definitivamente el lugar indicado. Con su arquitectura colonial, sus festividades ancestrales y su impresionante belleza natural, esta pequeña población esconde infinidad de sorpresas por descubrir.

Desde disfrutar de un paseo por sus calles empedradas hasta sumergirse en sus famosos mercados de artesanías, en Tlayacapan hay tanto que ver y hacer que te aseguramos que no te aburrirás. ¿Te animas a visitarlo?

¡Contáctanos y con gusto te ayudaremos a planificar tu viaje!

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Scroll to Top